Contactanos

Salud

El dengue golpea con más virulencia de lo normal

Avatar

Publicado

en

El dengue golpea con más virulencia de lo normal
Madrid

El dengue, una enfermedad endémica en Centroamérica, está provocando más casos y víctimas de lo normal este año, hasta el punto que en algunos de los países de la región ya se han superado las cifras registradas durante todo el año 2018, según ha alertado la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios de la ONU (OCHA) en un informe.

Según el organismo, el brote de este año «es peor de lo normal», como lo demuestra el que hasta julio en algunos de los países ya había más casos que en todo el año anterior. Y la actual temporada de lluvias no hará sino empeorar la situación, con niños y adolescentes como los más afectados.

Según los últimos datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) en lo que va de año ha habido unos 173.000 casos de dengue –incluido la variante más virulenta– y 161 muertos en México, Guatemala, Honduras, El Salvador, Nicaragua y Costa Rica. En 2018, hubo en total unos 172.000 casos, de los que 87 terminaron en muerte.

El país más afectado es Nicaragua, que aglutina más del 43 por ciento de los casos, según la OCHA, si bien cuenta con la tasa de mortalidad más baja de la región. Por el momento, se contabilizan más de 55.000 casos, siendo los niños el grupo de edad más afectado.

En 2018, en el país hubo unos 58.700 casos, de ahí el que el Ministerio de Salud declarara el pasado 30 de julio la alerta para ampliar la prevención y la atención.

El segundo país en el que el dengue está golpeando con más fuerza es Honduras, con más de 49.300 casos, en comparación a los casi 8.000 que hubo el año anterior, un aumento de casi un 950 por ciento. Esto explica que el Gobierno de Juan Orlando Hernández declarara a principios de julio la emergencia. También en este caso, los niños son los más golpeados.

Según la OCHA, el 50 por ciento de los pacientes proceden de zonas rurales, lo que está sobrecargando los centros de atención primaria, y eso que, de acuerdo con la oficina regional de la OMS para las Américas, el pico del brote en el país, inmerso en la temporada de lluvias, aún no se habría producido.

En Guatemala, hasta agosto se contabilizan ya 12.000 casos, una cifra que prácticamente duplica los 6.800 de 2018, y como en los otros países, los niños son los más afectados por la variante más mortífera de la enfermedad, transmitida por el mosquito Aedes Aegypti.

En este caso, el Gobierno de Jimmy Morales también decretó a finales de julio la alerta epidemiológica.

Por último, en El Salvador, se han registrado ya 10.300 casos, una cifra superior a los 8.400 del año pasado pero lejos de los 53.400 alcanzados en 2014. Por el momento, el Gobierno salvadoreño no ha declarado aún la alerta, si bien las autoridades están movilizadas para frenar la propagación de la enfermedad.

ALERTA DE LA OMS

Así las cosas, la Organización Panamericana de la Salud (OPS) ha alertado esta semana de la «compleja situación» que está provocando el dengue en toda América Latina y el Caribe, después de dos años de una baja incidencia.

Según el organismo, hasta finales de julio se habían contabilizado 2 millones de casos y 723 muertos, lo que supera el total registrado en 2017 y 2018, pero aún por debajo de lo registrado en 2015-2016.

«La región atraviesa un nuevo periodo epidémico de dengue con un incremento notable de casos», ha explicado el director del Departamento de Enfermedades Transmisibles y Determinantes Ambientales de la Salud de la OPS, Marcos Espinal.

En cuanto al hecho de que la epidemia actual afecta principalmente a los menores de 15 años, –en Guatemala son el 52 por ciento de casos y en Honduras el 66 por ciento de muertos–, Espinal ha considerado que la causa puede vincularse a que se trata de una población que por su edad ha estado menos expuesta al virus y, por ende, carece de inmunidad.

PROBLEMA DE SANEAMIENTO

«El dengue es un problema de saneamiento doméstico y comunitario», ha señalado por su parte José Luis San Martín, asesor regional de dengue de la OPS. «La forma más efectiva de combatirlo es eliminando sus criaderos para evitar que se reproduzca el mosquito, porque sin mosquitos no puede haber transmisión», ha subrayado.

En este sentido, ha llamado a deshacerse de cualquier objeto en desuso que pueda acumular agua, como bidones, neumáticos viejos, latas, botellas y floreros, mientras que ha recordado que los depósitos de agua de uso doméstico deben ser tapados herméticamente.

«Eliminar los criaderos es darle un duro golpe al mosquito al cortar su ciclo de reproducción y reducir su población en el espacio», ha sostenido.

El diagnóstico adecuado de los pacientes y su tratamiento también es fundamental, según el experto. «El manejo adecuado de pacientes es una prioridad que puede salvar vidas», ha recalcado, instando a la población a no automedicarse y a acudir de forma temprana a un servicio de salud en caso de presentar síntomas de la enfermedad.

Los síntomas más corrientes del dengue, según la OMS, son fiebres altas, dolor de cabeza muy intenso, dolor detrás de los globos oculares, y dolores articulares y musculares.

En su vertiente más grave, ante la que hay que acudir con urgencia al médico, aparecen síntomas como dolor abdominal intenso, vómitos persistentes, respiración acelerada, hemorragias de las mucosas, fatiga, irritabilidad y presencia de sangre en el vómito.

La oficina regional de la OMS recuerda que aunque no existe un tratamiento específico para esta enfermedad, la detección oportuna, el acceso a la asistencia médica y el manejo adecuado del paciente disminuyen las complicaciones y la progresión de la enfermedad hacia la gravedad.

«La muerte por dengue es casi siempre evitable», recalca el organismo.

Fuente: listindiario

Click para Comentar

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Salud

Especialistas discutirán sobre desafíos de enfermedades del sistema nervioso

Avatar

Publicado

en

descarga (7)
Santo Domingo, RD

Los diagnósticos, avances, tratamientos y desafíos de las diferentes condiciones y enfermedades vinculadas al sistema nervioso que más afectan a la población, serán discutidos en el país por especialistas nacionales e internacionales de la neurología y la neurocirugía.

Las demencias, los movimientos involuntarios, el dolor de cabeza, las esclerosis múltiples, las enfermedades neurodegenerativas, los accidentes cerebrovasculares, el manejo del dolor y las que más afectan a los niños, son algunos de los temas que analizarán los principales estudiosos de las neurociencias.

La información la dio a conocer la Sociedad Dominicana de Neurología y Neurocirugía al anunciar la celebración de su XXVIII Congreso Internacional de Neurología y Neurocirugía  a realizarse del tres al seis de octubre próximo en el Este del país, cuyo tema central es Siglo XXI: Paradigmas y Desafíos en las neurociencias.

Este año el congreso es dedicado al neurocirujano Luis Miguel Taveras Lucas.

Detalló que entre los temas centrales de la neurocirugía a discutir en la actividad científica se encuentran la neuro oncología, la neurocirugía endovascular, cirugías de columna, la resonancia magnética neuronavegada en neurocirugía, la neurocirugía pediátrica, la neuro infectología, la neuro rehabilitación, manejo intervencional del dolor, cirugía de nervios periféricos, neurocirugía funcional y estereotaxia, neurofisiología y neuropatología.

La entidad explica que en materia de neurología se abarcarán temas como la neuro pediatría, esclerosis múltiples, cefalea, enfermedades desmielinizantes, neuro imagen, neuro inmunología, síndrome para neoplásicos, enfermedades neurodegenerativas, demencias, enfermedad de Alzheimer, los accidentes cerebrovasculares, la neuropsicología clínica, la neuropsiquiatría y la neuro oftalmología.

FUENTE:listindiario.com

Seguir Leyendo

Salud

Hemocentro Nacional evitará que pacientes tengan que buscar sangre

Avatar

Publicado

en

201909142128551
Santo Domingo, RD

La realidad que se ha vivido por años en el país en materia de servicio de sangre, en que además del alto costo, el paciente se ve obligado a salir en su búsqueda, se espera empiece a cambiar con la apertura del  Hemocentro Nacional, prevista para finales de noviembre  próximo.

El centro de acopio, procesamiento y distribución fue entregado recientemente por la Vicepresidencia de la República al Ministerio de Salud Pública, para su rectoría, y desde entonces ha estado recibiendo visitas de personas que buscan ese servicio y de entidades interesadas en formar clubes de donantes.

El doctor Sócrates Sosa, director del Hemocentro Nacional, explica que a todo al que acude allí se le informa que una vez entre en funcionamiento no entregará sangre a personas, sino a instituciones de salud, ya que el primer paso de ese servicio será “el quitarle de las manos a la población la preocupación y responsabilidad de buscar personalmente la sangre y sus derivados cuando un familiar tenga esa necesidad”.

Explica que el Hemocentro, cuyas instalaciones están ubicadas en la Ciudad de la Salud, no sirve a personas sino a instituciones y contará con unidades móviles de colectas que se instalará en lugares para la captación de donación voluntaria. Actualmente se trabaja en la elaboración de procesos internos y en la identificación y capacitación del personal a fin de prepararlo para la apertura.

El especialista señala que también cambiará la cultura del uso de sangre total, como ocurre actualmente, ya que se tendrá sangre fraccionada, dependiendo de las necesidades de la población, para tener un uso correcto de los hemoderivados, además de que será un centro de entrenamiento de recursos humanos.

Reglamento

Sosa dice que se actualizó el nuevo reglamento de sangre, que establece regulaciones para la instalación de bancos de sangre, las pruebas que deben realizarse a las muestras de sangre, entre otros requisitos.

Entiende que el Hemocentro Nacional no será competencia, sino un aliado de bancos de sangre privados o de ONG y que muchos de ellos podrían convertirse en unidades de acopio o distribución.

El servicio de sangre lo suplen en la actualidad en el país alrededor de 116 Bancos de Sangre, estando el mercado manejado en un 45 por ciento por la Cruz Roja Dominicana junto a  organización no gubernamentales y patronatos; en un 30 por ciento por Salud Pública; en un 20 por ciento por el sector privado y en alrededor de un tres por ciento por Sanidad Militar.

¿Quién dona?

Puede donar toda persona entre los 18 a 65 años de edad; los menores de 18 si reúnen requisitos de peso y talla y buen estado de salud y con autorización de sus padres, y mayores de 65 pueden seguir donando si han sido donantes previamente y autorización de un médico.

Una persona puede donar una unidad de sangre.

Antes de entregarla al paciente la sangre debe ser sometida a un esquema de procesamiento que abarca análisis de hepatitis B y C, el virus del Sida, AT1- 2, que es un virus linfotrófico de las células T humano asociado a leucemia, el VDRL que es de sífilis, la tipificación sanguínea. En el hemocentro se incluirá la titulación de anticuerpos irregulares.

El costo de procesamiento puede rondar entre 1,200 y 2,800 pesos, a lo que se le suma el costo de la bolsa, de jeringas, placas, entre otros.

FUENTE:listindiario

Seguir Leyendo

Salud

Costa Rica reduce tabaquismo y sedentarismo, factores de riesgo del cáncer

Avatar

Publicado

en

c1017a44-465019-landscape

SAN JOSÉ.- Costa Rica registra una importante reducción del sedentarismo y del tabaquismo en los últimos años, lo que las autoridades atribuyen al impulso de políticas públicas y a la ley de control del tabaco, destinadas a combatir factores de riesgo del cáncer y otras enfermedades.

Los datos oficiales más recientes indican que los fumadores pasaron de 431.126 en el año 2014 a 387 655 en 2018, para una reducción del 10 %.

El dato proviene de la encuesta de Factores de Riesgo Cardiovascular elaborada por la estatal Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) y además supone que el porcentaje de fumadores de la población mayor de 20 años se redujo de un 14,2 % a un 11,1 % entre 2014 y 2018.

Las autoridades del país han celebrado esta tendencia a la disminución, pues el fumado se trata de un factor de riesgo de dos grupos de enfermedades que son las dos primeras causas de muerte en Costa Rica: los padecimientos cardiovasculares y el cáncer.

“Seguimos con tendencia a la disminución en la cantidad de fumadores. Nos demuestra que la ley contra el fumado ha surtido su efecto. El fumado quita años y calidad de vida, las personas que dejan de fumar descubren un mundo nuevo”, declaró el ministro de Salud, Daniel Salas.

Costa Rica tiene vigente desde 2012 la Ley general de control de tabacol y sus efectos nocivos en la salud, la cual prohíbe fumar en espacios públicos y lugares como bares, discotecas, restaurantes y centros comerciales, y que además estableció un impuesto a los cigarrillos y la obligación de colocar advertencias que abarcan la mitad de las cajetillas

La Red Nacional Antitabaco de Costa Rica ha insistido a las autoridades dar prioridad a la reducción de enfermedades pulmonares, pues cada año unas 6.235 personas mayores de 35 años son diagnosticadas con problemas respiratorios que se pueden atribuir al tabaco, principalmente la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica.

Ese mal es la enfermedad pulmonar atribuible al tabaquismo que más muertes causa al año en el país con 432 casos, seguida del cáncer de pulmón (188) y la neumonía (75).

Además de la ley, la Caja Costarricense del Seguro Social ha creado 34 clínicas de cesación de fumado que funcionan en centros médicos de todo el país, en donde brindan respaldo y guía a los pacientes para que abandonen el tabaquismo.

Las autoridades reconocen que a pesar de los avances aún es necesario avanzar más y que para ello los fumadores deben hacer conciencia.

Otros de los puntos destacados por las autoridades de salud son las políticas públicas para la promoción de la actividad física y la alimentación saludable, que también están dando resultados.

La encuesta de la CCSS reveló que el nivel de sendentarismo en los últimos ocho años pasó de un 50,9 % en 2010 a un 36,1 % en 2018.

Esto quiere decir que en total 248.771 personas dejaron de ser sedentarias, lo que podría desacelerar el impacto de las enfermedades cardiovasculares y el cáncer, de acuerdo con las autoridades.

La mayor reducción del sedentarismo la alcanzó la población femenina, al bajar de un 63 % en 2010 a un 41,4 en 2018, mientras en hombres el porcentaje se redujo de 38,6 % a 30,8 %.

FUENTE:noticiassin.com

Seguir Leyendo
Banner 280 Sindicato de Camioneros
Juan Carlos de los Santos 2020

Tendencias